Reseña Una apuesta peligrosa, Jennifer Cruise

Datos técnicos:

Editorial: Punto de Lectura

Páginas: 461

Género: Romántica contemporánea

Formato: Bolsillo

Fecha de publicación: 2004 (segunda edición 2007)

Sinopsis:

Minerva Dobbs es una treintañera con algunos kilos de más que piensa que la felicidad es un cuento de hadas. Cal Morrisey es un donjuán que detesta el compromiso y que la invita a cenar para ganar una apuesta. Cuando la cena termina, cada uno de ellos piensa que nunca volverá a ver al otro. Pero el destino tiene otros planes, y Minerva y Cal inician una relación casi involuntaria en la que median un ex novio celoso, unos padres impresentables, un gato demasiado inteligente y muchos donuts, y que concluye con la mayor de las apuestas: el amor verdadero.

 

OPINIÓN PERSONAL:

 

Esta va a ser la última reseña hasta septiembre, voy a tomarme unas semanas de vacaciones. Espero volver con las pilas recargadas para actualizar el blog más a menudo. Nos volvemos a ver a la vuelta  😉  Pasad un buen verano  🙂

 

En mi biblioteca hay libros a los que recurro cuando estoy pasando por una crisis lectora, ya sabéis, esos días que empiezas libro tras libro y no consigues pasar del segundo capítulo, en muchos casos son libros que te apetecían leer mucho, de tus autores preferidos, pero sin saber el motivo no te enganchan. En estas ocasiones voy a buscar uno de mis libros que tengo guardados para estás ocasiones, dentro de esa categoría se encuentra Una apuesta peligrosa de Jennifer Cruise, cumplió su misión, después de días que solo leía un par de páginas me di un atracón de lectura, en un sábado me leí las más de 400 páginas que tiene la novela.

 

 

Minerva tiene que aguantar que el tonto de su novio corte con ella en un bar temático en juegos de azar. No se siente triste por el final de su noviazgo, más bien siente rabia, hace semanas que sabe que esa relación no tiene ningún futuro, su novio le parece un engreído por el que no siente ninguna atracción, solamante lo aguanta porque en tres semanas tiene la boda de su hermana, y sabe que va a ser un acompañante perfecto para contentar a su madre, a quien le parece que ese tarugo  es el hombre perfecto para su hija. Ahora le tocara escuchar los reproches de su madre por tener más de treinta años y no tener una pareja estable, a parte de tener que embutirse en un vestido de dama de honor que no le favorece a su figura llena de curvas.

 

Esa misma noche en el bar se encuentra Cal, es un hombre con mucho éxito con las mujeres y las apuestas. Él huye de cualquier tipo de compromiso, le parece que se lo deja bien claro a las mujeres con las que sale pero éstas siempre acaban enamorándose de él, lo que hace que siempre dejé a una mujer con el corazón roto.

 

El ex de Min, que no soporta a Cal y sus éxitos con las mujeres, apuesta con él que no es capaz de acostarse con la mujer que hasta entonces era su novia. Cal que en un principio no tenía pensado aceptar la apuesta acaba llevando a Min a cenar, de esta forma gana una primera parte de la apuesta.

 

 

Suponiendo que durante las siguientes tres semanas ella le hiciera pagar dándole falsas esperanzas y después lo llevara a la boda de Di. No la abandonaría, tenía que aguantar un mes para ganar la maldita apuesta. Lo único que tenía que hacer era no acostarse con él en tres semanas, llevarlo a la boda de su hermana y después dejarlo tirado.

Min se acomodó en la barra y estudió la idea desde todos los ángulos. Cal se merecía que lo torturaran durante tres semanas. Y en ese tiempo encontraría la forma de que David también sufriera. El día de la boda, su madre podría presentar a su guapo acompañante a la gente. Era un plan y, en su opinión, perfecto.

 

No os vayáis a pensar que Min es una víctima inocente, por casualidad escucha la vergonzosa apuesta y aunque en un principio se siente indignada, luego se lo piense con más tranquilidad… por qué no jugar ella también a ese juego, necesita un acompañante para la boda de su hermana y Cal es un hombre muy atractivo que su madre seguro que le encanta, lo único que tiene que hacer es soportarlo durante dos semanas y después darle una patada en el culo, y por supuesto sabiendo que ha perdido la apuesta.

 

Durante la cena los dos se dan cuenta que lo suyo no va a funcionar. Min sabiendo lo que sabe no soporta las técnicas que utiliza Cal para ser encantador, piensa que todo lo que dice para ser amable en realidad son frases hechas para llevarla a la cama, lo que hace que se comporte como una bruja antipática. Cal por su parte no entiende por qué todos sus intentos para ser amables reciben como respuesta un reproche o un comentario irónico. Después de esa cena Minerva llega a la conclusión que no le compensa aguantar a ese charlatán durante dos semanas para tenerlo como acompañante; y Cal que en un principio le atrajo la forma de ser de Min, ya sabemos que los mujeriegos se pirran  por las mujeres que se muestran difíciles, al menos en la romántica jejeje, acaba decidiendo que es demasiado complicado intentar nada con esa mujer. Así que se despiden con la fórmula habitual: “Espero que seas feliz…” Pero la pareja no contaba con el destino, el muy puñetero estaba empeñado en que se siguieran viendo, así que se tropezaban el uno con el otro en los sitios menos esperados.

 

—Es una actuaría conservadora que está en contra del juego y se pasó toda la cena metiéndose conmigo. Después la acompañé a casa, subí cincuenta y ocho escalones hasta su apartamento para asegurarme de que no la atracaban y le di un codazo en el ojo. Fue la peor cita de toda mi vida y estoy seguro de que para ella estaba entre las cinco peores.

 

Cal y Min son dos personas muy diferentes, dos polos opuestos, dos formas diferentes de ver la vida. Cal le gusta arriesgarse, no tomarse nada en serio. Mientras que Min siempre va sobre seguro, con una actitud conservadora. Dos piezas que no tendrían que encajar pero que se complementan.

 

Me encantan las novelas en que no hay amor a primera vista, en esta historia el amor surge al ir conociéndose. Al principio entre ellos se establece una especie de amistad/odio, una relación platónica en la que las chispas saltan, es una pareja con mucha química, pero que las diferencia que existen entre ellos hacen que se resistan a esa corriente que los atrae el uno al otro.

 

Los protagonistas me han gustado mucho.  Min con su humor irónico, y  su desencanto hacia las relaciones amorosas, y su creencia que el amor no existe. Su forma de comer, que parecía que tuviera un orgasmo, era de lo más divertido cuando Cal conseguía tentarla para saltarse el régimen, ya veréis cuando lleguéis a la escena de los donuts  😈

 

—Otro de los problemas contigo es que no escu­chas. Si quieres tener un aspecto sexy, tenlo. Dispones de cosas que las mujeres delgadas no tendrán jamás y de­berías alegrarte por ellas y vestirte para disfrutarlas. O, al menos, dejar que las disfruten otros. El traje que lleva­bas la noche que te conocí hacía que parecieras una funcionaria de prisiones. Sin embargo, tu ropa interior está muy bien —añadió acordándose del escote de su jersey rojo.

 

Cal por su atractivo, su éxito con las mujeres puedes pensar que es un engreído que daría mucha  importancia a los cuerpos “perfectos”, pues, estaríais totalmente equivocados. Los momentos más tiernos es cuando le hace ver a Min lo sexy que podría llegar a ser si dejara de esconder su cuerpo lleno de curvas. Cal siempre está ahí cuando Min necesita a alguien.

 

En esta historia tiene mucha importancia los secundarios. El grupo de amigos de los protagonista, Bonnie amiga de Min que cree en el amor tipo “cuento de hadas”; Liza otra amiga de la protagonista, la dura del grupo, la que no busca una relación estable. Del grupo de Cal tenemos a Roger dulce, tranquilo que busca a su “mujer ideal”;  Tony la cabra loca del grupo, el que parece que no se toma nada en serio pero cuando llegue un momento crucial nos llevaremos una gran sorpresa con él. En la historia los ex también tendrá su importancia, el cretino de David formará un tándem con la ex del protagonista, Cynthie, aunque son los terceros en discordia me he echado unas buenas risas con ellos. También tienen su cuota de protagonismo la madre y hermana de Min, una con sus preparativos de su boda; y la otra con su obsesión por el peso de su hija, y su temor de que se quede para vestir santos, es de esos personajes que no sabes si estrangular o darle un achuchón. Y por último Elvis, un gato bastante siniestro, que le gusta escuchar canciones de Elvis Presley que adopta a nuestra protagonista.

 

—No —replicó ésta zafándose—. En toda mi vida nadie me había conocido como tú. Nadie me había he­cho sentir tan bien como tú. Me conoces, lo sabes todo de mí y cuando me dejes, abandonarás a la auténtica Min, la que nadie ha visto jamás, la que tú rechazarás.

 

Es una novela que para mí sería perfecta si no fuera porque algunos diálogos cuestan entender, no sé si es culpa de la traducción o es cosa de la autora, la cuestión es que algunas veces hay conversaciones confusas que he tenido que leer varias veces para entenderlas. No es un problema constante en la narración, ni hace que sea un impedimento para seguir la historia.

 

—No buscaba una madre, buscaba a Bink —Cal la miró y Min sonrió para que no se diese cuenta de que quería abrir la puerta y vomitar—. Quería alguien con quien poder hablar, alguien a quien no tuviera que seducir y agradar, alguien con quien me sintiera bien. No me había dado cuenta hasta ahora.
—Bueno, pues buena suerte —dijo Min alegremente.
—Presta atención, Minnie. Cuando te sentaste a la mesa de picnic no tenía ninguna oportunidad.

 

En resumen, es una lectura ideal para el verano. Una novela con una narración ágil y fácil de leer, con una trama divertida, muy entretenida y romántica. Os puedo asegurar que os va a costar aguantar las carcajadas  😉

 

Es una lástima que esté descatologada, ni este disponible en digital, pero si la buscáis en librerías de segunda mano seguro que la encontráis, yo la encontré sin tener que buscar mucho.

 

Os recomiendo que busquéis en vuestra ciudad alguna librería Re-Read. Son cadenas  de librerías de segunda mano, los libros como máximo cuestan 3€ y el precio se va rebajando según la cantidad que te lleves, si compras uno te cuesta 3€, si te llevas dos te cobran 5€. También puedes llevar los libros que ya no quieres, o que no te caben en casa, si están en buenas condiciones te dan 20 céntimos por libro. El fin de semana pasado fui a dos de mi ciudad y la sección de romántica pude encontrar muchas joyas del género, en una de ellas tenían un ejemplar del libro que hoy os reseño. Buscad en Google la dirección de estas librerías que hay en vuestra ciudad.

 

Si queréis saber que estoy leyendo durante el verano os invito pasaros por mi Goodreads, la página de Facebook del blog o mi Instagram

SdelaRosa

Vivo en Barcelona, ciudad que amo. Alegre, optimista,prefiero enfrentarme a la vida con una sonrisa, simpática, extrovertida y a veces un poco tímida.
Me encanta salir con mis amigos y familia para hacer locuras y reírme a carcajadas.
Lectora voraz, cinefila, serieadicta y aficionada al teatro (actuar no a verlo jejeje), me gusta los deportes (a verlos desde el sofá ;-)) fútbol, patinaje, gimnasia rítmica...

Latest posts by SdelaRosa (see all)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *