Una historia deliciosa y sensual protagonizada por una solterona de lengua afilada y un canalla manipulador muy encantador

Reseña El vals del diablo, Anne Stuart

Ficha técnica:

Editorial: Harlequin

Páginas: 352

Género: Romántica histórica

ISBN: 9788467150995

Año de publicación: 2006

Sinopsis:

Christian Montcalm era un hombre práctico. Y también un granuja sin un céntimo, pero su plan de seducir y llevar al altar a la deliciosa señorita Hetty Chipple pondría remedio a ese engorroso inconveniente. Sin embargo, un obstáculo de lo más fascinante hacía peligrar sus esperanzas.
Annelise Kempton no deseaba otra cosa que interponerse entre aquel despreciable canalla y la fortuna (por no hablar de la virtud) de su joven pupila. Annelise entendía muy bien la desesperación de quien se encuentra en apuros, pero estaba dispuesta a encargarse personalmente de que Montcalm no se saliera con la suya. El único escollo que había en su camino era un hombre cuyo encanto de donjuán podía tentar a una santa, o condenar a una redomada solterona a noches en blanco… presa del deseo de dar su merecido al diablo.

 

OPINIÓN PERSONAL:

 

Los libros de Anne Stuart me gusta porque sus protagonistas son atípicos, en el Vals del diablo la protagonista es una solterona no muy atractiva, con una lengua afilada; el protagonista es un libertino manipulador y mentiroso. Son personajes que son fieles a sus personalidades hasta el final. Esa es la coherencia que me gusta de esta autora, nada de libertinos que a la mitad de la novela se les caen las máscaras y se vuelven  hombres honorables; y la protagonista no se convierte en una belleza al ponerse un vestido bonito y cambiando de peinado.

 

La honorable Annalise Kempton es una solterona que esta rozando los treinta años, debido a que su padre  malgastó la fortuna de la familia, se ve obligada a vivir de la hospitalidad de los demás. Por ser hija de un noble no se ve bien que reciba dinero por trabajar. Así que va de casa en casa de conocidos para hacer compañía a las ancianas de la familia, enseñando francés a los niños, recibiendo a cambio una habitación y comida.

El vals del diabloAl principio de la novela vemos como Annalise llega a casa de unos nuevos “amigos de la familia”, los Chipple. La familia está compuesta por Josiah, el padre, un hombre de origen humilde que se ha hecho rico  con la marina mercante, a lo largo de la novela veremos que es un hombre un poco oscuro; y su hija Hettie una muchacha muy bella pero que le falta refinamiento y aprender las reglas de sociedad, esa es la misión de la protagonista, proporcionarle a la chica una capa de refinamiento y conseguir que se casé con un noble. Hettie ya ha elegido a su futuro marido, Christian Montcalm.

 

La honorable señorita Annelise Kempton no soportaba de buen grado a los idiotas. Desgraciadamente, le había tocado en suerte sufrirlos demasiado a menudo y poner buena cara ante la estupidez. Pero así eran las cosas cuando se carecía de fortuna, se rondaba la treintena, se era soltera, no precisamente una belleza y demasiado inteligente para ser mujer.

 

Christian es un libertino con muy mala reputación, que la sociedad esta a punto de darle la espalda. Sus deudas hace que necesite urgentemente casarse con una heredera, ha puesto sus ojos sobre Hettie, utiliza todo su encanto para conquistar a la rica heredera, pero hace su aparición “La Dragona”, mote que le pone a Annalise. Ella esta decidida a impedir ese matrimonio.

 

Entre ellos empieza un tira y afloja, Christian se siente irremediablemente atraído por esa solterona de lengua afilada que no se deja amilanar. Annaliese reconoce que el libertino es muy guapo, y esta segura que sería fácil caer en la tentación, pero esta decidida a combatir y no permitir que la distraiga para acercarse a su protegida.

 

—Yo no lo haría si fuera tú —murmuró Christian, y luego abrió sus extraordinarios ojos—. Siempre es una imprudencia disparar al hombre del que se está enamorada.

 

 

El vals del diablo El vals del diablo es una novela deliciosa, sencilla y fácil de leer. Con unos protagonistas que no son los típicos, aunque si eres lector habitual de la autora puedes ver algunos rasgos de otros protagonistas de sus novelas, Christian es un hombre manipulador que utiliza cualquier artimaña para conseguir sus metas. Es egoísta, sin sentimientos y sin escrúpulos. En sus primeros años vivió con sus padres en Francia conociendo lo que era el amor, por culpa de la Revolución francesa perdió a toda su familia quedando en manos de un abuelo que lo despreciaba. Tuvo que hacerse fuerte para poder sobrevivir.

 

Así que, ¿por qué lo fascinaba tanto Annelise? ¿Estaba acaso enamorado? No, sin duda aquélla no era la palabra más adecuada; evocaba la idea del amor, y de eso estaba seguro: sus sentimientos por Annelise Kempton no tenían nada que ver con él amor y sí mucho con la simple lujuria sin doblez.

 

Annalise es una mujer pragmática y realista, su falta de atractivo; su inteligencia y su negativa de esconderla; y su ausencia de dote hace que sus posibilidades de casarse  sean casi nulas, este hecho no le hace infeliz. Su sueño es conseguir el dinero suficiente para comprarse una casita en un pueblo y vivir tranquilamente en ella. Al vivir con un padre borracho y jugador que se preocupaba más por sus caballos que por sus hijas, le han convertido en una mujer desconfiada.

 

—¿Quieres decir que no piensas llevarme a Gretna Green inmediatamente después para hacer de mí una mujer honrada?
—Me temo que no. Aunque ya no necesito casarme urgentemente por dinero, gracias a la generosidad del señor Chipple y al hecho de que Hetty se haya dejado algunas de sus joyas más chabacanas y valiosas, sigo siendo consciente de que soy incapaz de serle fiel a una mujer. Y tú no querrías eso. Si te casaras, querrías que tu marido fuera un hombre sobrio, devoto y trabajador, un auténtico pelmazo.

 

Los protagonistas se sienten irremediablemente atraídos desde el principio pero ninguno de los dos piensan dar un paso atrás. Christian siente que la mujer es un desafío, le estimula como no lo hace Hattie, pero a pesar de eso sigue empeñado en casarse con ella. Haciendo gala de su poca moral, piensa en casarse y convertir a Annalise en su amante. Annalise por su parte quiere alejar al protagonista lo más lejos posible, siente que puede caer en la tentación si el libertino sigue utilizando su encanto con ella.

el vals del diablo La pareja tiene una química que traspasa las páginas. Christian es de esos malotes con unas dotes de seducción  que hace que caigamos rendidas a sus pies, un hombre que nunca se ha enamorado. Annalise es una protagonista que me ha gustado mucho, a pesar de la atracción que siente por el protagonista no cae rendida a sus pies inmediatamente, le planta cara y sus diálogos son muy divertidos.

 

Él logró proferir una risa burlona antes de echársela al hombro. ¿Por qué demonios había tenido que tocarle en suerte una mujer tan alta?, pensó. ¿Por qué no podía haberse enamorado de…? Estuvo a punto de dejarla caer cuando aquella idea cruzó su cabezaComo sí necesitara más complicaciones irracionales. Soltó un gruñido y echó a andar por el sendero.

 

Una cosa que me ha gustado mucho es que solo hay una escena de sexo. En el panorama actual, que parece que esta de moda incluir muchas escenas de cama cada X páginas, se agradece cuando encuentras una en que éstas no molesten para el desarrollo de la trama, soy lectora habitual de erótica y me gusta encontrarme con alguna escena pero no una cantidad excesiva. La escena que hay en esta novela me ha parecido muy sensual, cuando él empieza a desabotonarle el vestido poco a poco sin dejar de hablarle me ha parecido muy sexy y tierna.

 

En resumen, es una novela ágil y entretenida con una historia de amor preciosa con un toque de ironía que aporta el canalla y poco romántico protagonista pero que seguro que os conquistará.

 

ADQUIRIR LIBRO

 

ENTRADAS RELACIONADAS:

Biografía y bibliografía

Serie Rohan

Serie Hielo

 

SdelaRosa

Vivo en Barcelona, ciudad que amo. Alegre, optimista,prefiero enfrentarme a la vida con una sonrisa, simpática, extrovertida y a veces un poco tímida.
Me encanta salir con mis amigos y familia para hacer locuras y reírme a carcajadas.
Lectora voraz, cinefila, serieadicta y aficionada al teatro (actuar no a verlo jejeje), me gusta los deportes (a verlos desde el sofá ;-)) fútbol, patinaje, gimnasia rítmica...

3 Comentarios a Reseña El vals del diablo, Anne Stuart

  1. Samantha dice:

    Estoy de acuerdo, sus personajes atípicos también me llaman mucho la atención. Y sus historias tienen algo que atrapa.
    Fíjate que la conocí poco antes de las navidades, y me leí la de su serie de tirada y una actual, que ahora que recuerdo hice la reseña y no llegué a publicarla, jajajaja. Miraré a ver si la subo un día de estos ya que está ahí. Madre mía, es que estos meses han sido un no parar y la cabeza ni sé dónde anda. Esta no la tengo leída, pero sí apuntada para hacerme con ella.
    Besos!!

    • SdelaRosa dice:

      ¿La serie que leiste fue Rohan? esa serie no me canso nunca de recomendarla.
      En actual tiene otra serie Hielo que los protagonistas son agentes de una organización secreta del gobierno, son unos hombres muy fríos, con pocos escrúpulos; y las protagonistas son mujeres normales que de golpe se ven metidas en un mundo de violencia y que tienen que apañarselas como puedan.
      Estas dos series son mis libros preferidos de la autora.
      De ambas series he hablado en el blog.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *